30 de diciembre de 2010

Como si intentase seguir sobre el suelo del cuarto.


Hoy me han vuelto a preguntar LA PREGUNTA.

-¿Y estabas mas a gusto allá lejos o aquí?

Y como contestar a esta pregunta. Como contestarla sin hacer daño a nadie, sin menospreciar lo que tengo, sin que me compadezcan, sin que se me critique. Han pasado casi dos años y todavía no consigo contestarla. Porque la gente que me escucha no entiende lo que allá ha sido para mi. No se da cuenta de la magnificencia del asunto.

Eché a volar siendo todavía una niña. No sabía nada del mundo.

Dejé todo sin mirar atrás y me lancé a la aventura. Completamente sola. Sin fecha de regreso, sin apoyo, sin una fiesta de despedida.

Lo dejé todo y llegué a Nuncajamás. Mi yo-niña contra el mundo. Y en un abrir y cerrar de ojos habían pasado 5 años.

Y una mañana, me dijeron que tenía que abandonar Nuncajamás. Que ya no podía volar. Que tenía que volver a mi habitación. Me cerraron las puertas y me cortaron las alas.

Y en mi jaula de oro, ¿qué hice? Pues lo que me dejaron.

Te ajustas a las circunstancias, aceptas la realidad y te conformas.
Y la vida no es tan mala. La jaula es espaciosa, bonita, te da lo que necesitas...

Pero no pregunteis a un pajarillo enjaulado si sueña con volar.

♦Wendy♦



0 Mensajes:

Publicar un comentario en la entrada